Personajes Bíblicos Ejemplares – XVIII

Personajes Bíblicos Ejemplares - XVIII

 

La Biblia dice que cuando el profeta Samuel por mandato de Jehová se trasladó a la casa de Isaí en la aldea de Belén con la finalidad de ungir a uno de sus hijos como rey de Israel en lugar del rey Saul, pensó que Eliab, el mayor de los hijos de Isaí, a causa de su tamaño y buen parecer era el que Jehová escogería, pero Jehová le dijo:

No mires a su parecer, ni a lo grande de su estatura, porque yo lo desecho; porque Jehová no mira lo que mira el hombre; pues el hombre mira lo que está delante de sus ojos, pero Jehová mira el corazón” (1 Samuel 16:7).

Los siete hijos mayores de Isaí pasaron delante del profeta y todos fueron desechados por Jehová.

Nosotros los humanos, muchas veces hacemos acepción de personas, demostrando preferencia por el estatus socio-económico, preparación académica y otros rasgos distintivos, lo cual es causa de equivocarnos repetidas veces, puesto que ponemos atención a las cosas que podemos ver a lo externo en las personas, sin detenernos a rogarle a nuestro Dios que nos revela lo que está escondido, que no podemos ver a lo interno de las personas. Todo esto nos conduce a elegir mal hasta a la persona con la cual formaremos familia y pasaremos toda la vida.

Después de Jehová rechazar a los siete jóvenes que su padre Isaí presentó, Samuel preguntó a Isaí si estos eran todos sus hijos a lo cual este padre respondió diciendo que aún quedaba uno, pero que estaba en el campo pastoreando las ovejas, a lo cual el profeta respondió diciendo que lo trajeran, pues no comenzaría el banquete hasta que él no llegara. Cuando el jovencito David llego, Jehová le ordenó a Samuel que lo ungiera como el próximo rey de Israel. Más adelante descubrimos que David era “conforme al corazón de Dios”. Este hombre de Dios tuvo sus altas y bajas, pero se mantuvo humilde y presto a arrepentirse cuando como humano cometió errores a causa de sus debilidades.

 

Share

Pastor y fundador de la Iglesia de las Asambleas de Dios Templo el Calvario, Santo Domingo, Rep. Dom.